Comenzando el entrenamiento

De nuevo empezamos con los entrenamientos por montaña con el objetivo de afrontar la primera carrera de montaña del año. En este caso es la maratón de los 10.000 del soplao. Es una carrera de 46 Km y 2.000 metros de ascensión acumulados.

Tras un mes de parón en el que he perdido la forma física que tenía toca ponerse las pilas ya que queda un breve mes para esta carrera así que este fin de semana tocaba el primer contacto con la montaña y de esta manera me fui a la sierra a trotar un poco.

El recorrido elegido fue algo suave para empezar. Consistió en ir desde el puerto de Navacerrada a la Bola del mundo y de ahí a la Cabeza mayor de Cabezas de Hierro.

Eran 15 Km y 1.000 metros de desnivel los cual recorrí en 2:30 horas.

Terminé bastante bien de fuerzas pero mis tobillos pedían un descanso a gritos ya que habían perdido la costumbre de ir corriendo por montaña, saltando de piedra en piedra como una cabra montesa.

En cuanto a la rutita en sí… pues un tiempo razonablemente bueno aunque en Cabezas de Hierro me metí completamente dentro de las nubes que había y pasé un poco de frío. Además había todavía zonas completamente tapadas de nieve e inclinadas que me hicieron pasarlas un poco mal y con los pies calados al llevar las zapatillas de running.

Esta semana y la que viene toca vuelta en serio a correr por ciudad y dentro de 15 días tocará otra visita a la sierra, esta vez ya en serio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.