Reguerillo 11 de Noviembre de 2006

Este fin de semana tras estar escalado un rato en patones nos hemos reequipado para entrar en reguerillo.

Tras llegar a la entrada principal de la cueva nos hemos encontrado con un precinto que indicaba que estaba cerrado el primer piso por una escavación arqueológica. La verdad es que nos hemos quedado un poco a cuadros, no se que buscarán ahí, con lo trillado que está pero bueno…

Así que visto lo visto hemos seguido la pista para entrar por la salida. Nos hemos puesto en marcha y hemos ido recorriendo el segundo piso desde el final hasta el tubo. Por el camino, de nuevo, hemos estado buscando la entrada a craustrofóvia, y de nuevo, no la hemos encontrado. Hemos visto algunas gateras que podían ser pero no hemos visto ninguna indicación y no lo teníamos mu claro.

Una vez hemos llegado al tubo nos hemos dado la vuelta y en la primera entrada hemos bajado al tercer piso con la idea de repetir el camino que hizimos hace un tiempo. Igual que la otra vez nos ha costado un poco el pasar la entrada al segundo piso, ya que tiene una chimea mu chunga, y luego un tubo delicadito también, que si te resbalas la hostia puede ser monumental.

Tras este trozo nos hemos despistado y hemos estado hora y pico dando vueltas, avanzando y volviendo sin tener claro por donde seguir. No recordabamos por donde era. Al final es que nos hemos equivocado en una bifurcación, pero hasta que nos hemos dado cuenta…pa flipar.

Entre tanta vuelta hemos acabado en una sala que no habíamos visto, y por la que ha merecido la pena todo el camino. Es una sala llena de “figuritas” de arcilla echas por la gente. Pero hay verdaderas maravillas. Desde un puente enorme en el que hay un tio haciendo puenting, hasta un tren, pasando por ceniceros, un lagarto, setas, ghomos, castillos con sus ladrillitos, etc…

Bueno, una verdadera maravilla, en la que hemos dejado (bueno, ha dejado Lara) su aportación a la obra:

snipshot_e413hbvvi0qb.jpg
La aportación de Lara al mobiliario de la habitación

Después hemos llegado a la sala Mamut, y en ese punto hemos estado otro ratito dando vueltas de nuevo, hasta que hemos encontrado por donde se salía… ainsss, que poca memoria tenemos…

Después hemos salido de nuevo al primer piso y de vuelta al coche. En total han sido unas 5 horitas de nada metidos dentro de la cueva, que unido a lo que hemos escalado (poco) han conseguido que mientras escribo estas líneas no me sienta ni el deo goldo del pie 😆

reguerillo.jpg
Algunos ejemplos de lo que había por allí

0 pensamientos en “Reguerillo 11 de Noviembre de 2006

  1. Javier
    29 Noviembre, 2006 a las 15:24

    Hola, yo estuve el día 25 en la cueva. Estaba cerrada la primera reja, pero la siguiente no tenía candado, así que entramos. No vimos nada raro, salvo que parece que han arreglado la fuga del Canal de Isabel II. Podrías decirme qué tipo de precinto tenía la cueva? Ponía algo?. Cuando yo fui solo estaba la reja negra, que por cierto, tenía un par de cables eléctricos, no sé para qué.

    Muchas gracias

  2. 29 Noviembre, 2006 a las 19:04

    Había una cinta de estas como las que pone la policía, roja y blanca, si no recuerdo mal. Estaba colocada en mitad de la cuestacita que hay desde el camino de los coches, a la entrada a la cueva.

    Y de ella colgaba un folio en el que ponía algo como “Prohibido el paso por escavación arqueológica”.

    Lo de la fuga del canal tendría lógica, ya que es lo más normal del mundo que eso lo arreglasen, pero entonces no se porque ponen lo de la escavación…

  3. Marcos
    19 Octubre, 2008 a las 20:08

    Las dos fotos que ponéis explican perfectamente por qué la cueva está cerrada. Yo flipo con gente como vosotros.

  4. 20 Octubre, 2008 a las 6:05

    No creo que el problema sea que haya una sala en la que la gente hace figuritas.

    Seguramente el problema sea que la gente mee, cague, tire bolsas de plástico, etc… haciendo que algunos sitios de la cueva sean verdaderos vertederos.

    Hago varios deportes que requieren una cierta simbiosis con la naturaleza y me considero una persona que cuida bastante de ella. No creo que le haga daño por hacer una figurita de arcilla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *