Ferrata del Espolón de la Virgen de Rodellar

El domingo nos juntamos los supervivientes del máscún para hacer otra actividad. En este caso la Ferrata del espolón de la Virgen de Rodellar.

Los que estaban levemente lesionados, magullados o simplemente cansados (o tenían canguele, que los había) se quedaron en el camping tranquilitos.

Para la Ferrata fuímos Patri, Nelson, Pablo, Rosana, Luis y yo.

Comienzo de la ferrata
Comienzo de la ferrata

Poco que comentar, un poco de miedo al principio para los nuevos, un poco en los tramos más verticales y un gran alivio al llegar arriba. Ese fue el resumen. Tardamos unos 50 minutos en subirla.

Ultimos pasos
Ultimos pasos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *